Distintas temperaturas para certificación COSC

Contrôle Officiel Suisse des Chronomètres (COSC)

¡Hola amigos!

Hoy en Iguana Sell dedicamos nuestro blog de Fundamentales de Relojería a la certificación COSC, certificación que muchos habréis visto como valor añadido del reloj. Nuestro objetivo es que conozcan en qué consiste.

Se trata de un acrónimo en francés de Contrôle Officiel Suisse des Chronomètres, que significa Control Oficial Suizo de Cronómetros.

Antes de nada, conviene definir lo que es realmente un cronómetro ya que suele existir una confusión terminológica del mismo. El término cronómetro se suele atribuir erróneamente a instrumentos horarios provistos de un mecanismo adicional activado por botones que permiten medir el tiempo de un evento. Tal instrumento debería llamarse Cronógrafo.

Un cronómetro es un reloj de alta precisión capaz de señalar los segundos y que ha sido sometido a varios días de pruebas a distintas temperaturas. Cada uno es único, identificado por un número grabado en su movimiento y un número de certificado de COSC.

Se trata de una organización sin ánimo de lucro fundada en 1973 por 5 maestros relojeros y por la Federación Relojera Suiza. Sus principales objetivos son:

  • Medir y controlar la precisión de los movimientos relojeros para poder adjudicarles la certificación oficial de cronómetros.
  • Promover el cronómetro y seguir todas las medidas legales necesarias para defender el título de este a nivel internacional.
  • El COSC no fabrica los cronómetros, únicamente certifica que los maestros relojeros han puesto en marcha este alto valor añadido a sus productos y prueba que pueden llevar entonces este prestigioso título.

Las Oficinas oficiales de Control son hoy tres laboratorios de COSC situados en Bienne, Saint-Imier y Locle. Tienen como misión probar los movimientos presentados por los fabricantes. Cada uno de estos laboratorios ha obtenido una certificación de calidad SCS (Swiss Calibration Service). Disponen de equipamiento de alta tecnología, que debida a la alta peculiaridad de las necesidades, son concebidos exclusivamente a medida ya que no existe nada igual en el mercado.

La dirección de COSC, con base en La Chaux-de-Fonds coordina el funcionamiento de las Oficinas oficiales de Control y establece los métodos de medida del cronómetro y los planes de marketing, comunicación y defensa de este.

Certificación COSC

Las Oficinas de Control son los únicos laboratorios en el mundo que aplican de forma industrial estas normas, enviando así más de 1.000.000 de certificados oficiales de cronómetros por año. No obstante, este volumen sólo representa el 3% de la producción relojera de Suiza, lo que confirma la exclusividad de este cronómetro.

Muchas marcas apuestan por esta certificación para aportar ese prestigio a sus relojes. Un claro ejemplo es el caso de Ball, que tiene prácticamente todos sus movimientos certificados COSC en su línea Engineer Hydrocarbon.

Es importante recalcar que estas pruebas se realizan a los movimientos y no al reloj terminado. Cada movimiento se prueba durante quince días en cinco posiciones a tres temperaturas distintas. Con la ayuda de cámaras se toman las medidas diarias para poder compararlo a dos relojes atómicos distintos sincronizados por GPS. Cada movimiento tiene que superar siete criterios eliminatorios cómo la razón promedio diaria, ración de variación media , diferencia entre razones y posiciones. Si no supera uno de los criterios se deniega la certificación COSC.

Ball COSC Engineer Hydrocarbon

No obstante, esta no es la única certificación de calidad de los movimientos, ya que cada vez más marcas están desarrollando sus propias pruebas, incluso a veces más precisas. Es un claro ejemplo el caso de Montblanc, con su famosa prueba de las 500h.

Si tenéis cualquier duda sobre el COSC, no dudéis en contactarnos. ¡Será un placer responder a todas vuestras preguntas!

¡Qué tengáis un feliz jueves!

Gabriela

Dejar un comentario